Injerto gingival libre más reposición de un diente unitario con implante oseointegrado:

En este caso que presentamos en estas imágenes vemos que la paciente presenta una recesión gingival del diente adyacente a la zona que vamos a reponer con un diente unitario sobre un implante dental. Durante la intervención quirúrgica del implante hacemos al mismo tiempo el injerto en la zona de la recesión tomando la zona donante de la encía palatina  que ya teníamos expuesta aprovechando la instalación del implante. En la imagen del caso terminado vemos como esta recesión de la encía del diente adyacente al implante ha  disminuido.
Esta es una intervención que tiene una duración de una hora, se hace con anestesia local y el postoperatorio apenas presenta molestias, pues la zona donante del injerto queda  perfectamente cerrada con la sutura.